6 dic. 2010

Combustible nacional llegó a las bombas del departamento

Las estaciones de servicio de varios municipios de Norte de Santander fueron cargadas el fin de semana con combustible colombiano.

En los últimos días hubo reportes de que se les estaba agotando el hidrocarburo.

María Eugenia Martínez, directora ejecutiva de la Federación Nacional de Distribuidores de Combustibles (Fendipetróleo), detalló los envíos.

Las mulas que estaban atrapadas en un trancón en La Laguna, lograron pasar y les llevaron gasolina y ACPM a las bombas de Cúcuta, área metropolitana, Sardinata y Bucarasica.

La semana pasada, el Ministerio de Minas autorizó a Ecopetrol para que abasteciera a las bombas de la provincia de Ocaña, desde la planta de Ayacucho en el Cesar.

A las gasolineras de Pamplona, Toledo, Ragonvalia y Chinácota, les enviaron los hidrocarburos procedentes de la planta de Chipita, en Bucaramanga.

A raíz de que poco a poco los tanques se estaban quedando vacíos, muchas solo atendían a los clientes tradicionales como clínicas, empresas, el Ejército, la Policía y otras organizaciones.

La dirigente gremial confirmó este domingo que la situación se revirtió, aunque señaló que en materia de ACPM las ventas han bajado por la disminución del movimiento de los camiones y tractomulas.

A Norte de Santander Ecopetrol despacha los derivados del petróleo con precios especiales para la frontera, como una manera de poderles competir a los expendios callejeros.

Hoy, los letreros en las bombas cucuteñas se ofrecen a los conductores los derivados del petróleo a $4.345 y $4.097 el galón.

En octubre, las gasolineras expendieron 557.618 galones de gasolina nacional y 1’866.943 de ACPM, en esta parte del país.

¿Y la importación?


Luego del restablecimiento de las relaciones entre Colombia y Venezuela, quedó definido el despacho de 10 millones de galones de hidrocarburos a los departamentos fronterizos.

El primero de diciembre eran esperados los carrotanques con  el primer envío para Norte de Santander.

Cuatro millones de galones llegarán mensualmente desde el otro lado del río Táchira.

Sin embargo, hasta ayer no había llegado ni un litro. Preguntada qué sabía sobre el asunto, María Eugenia Martínez  comentó ayer:

“Hasta la semana pasada teníamos conocimiento de que las vías estaban también afectadas por el invierno en Venezuela y ese fue el motivo para que no hubieran llegado”.

En la semana que comienza, de nuevo reina la expectativa en la región sobre la llegada los combustibles importados, que se venderán al público a $3.500 la gasolina y $2.850 el Diesel.

Según los compromisos, plantas de Agualinda (Los Patios) y Terpel, en Cúcuta, tendrán el encargo de surtir a 96 estaciones de Norte de Santander.

La estructura de almacenamiento que opera en territorio patiense, será manejada por la Cooperativa Múltiple de Pimpineros de Norte de Santander (Coomulpinort).

Se trata del componente social del esquema que busca enfrentar el contrabando, el cual es favorecido por el gigantesco diferencial de precios.

“Del lado colombiano está en 4.000 bolívares el litro, mientras que en Venezuela se vende a 0,09 bolívares”, calculó recientemente Rafael Ramírez, Ministro de Energía y Petróleo del vecino país.

Estudios de la Secretaría de Gobierno departamental señalan que el consumo del parque automotor en Norte de Santander oscila entre los 10 millones y 12 millones de galones mensuales.

Después de operar durante un año el convenio de importación, el 18 de agosto del año pasado Venezuela le cortó el chorro de gasolina a los nortesantandereanos.

La Opinión.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu Opinión nos interesa